Compartir
Publicidad

"Quería ser profesora de animales menos de las aves": La Reina del Brillo vuelve a YouTube con una entrevista

"Quería ser profesora de animales menos de las aves": La Reina del Brillo vuelve a YouTube con una entrevista
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La Reina del brillo sigue desbloqueando niveles en su nueva faceta como youtuber. Tras exitazos como el tag del novio y el tag del alcohol, ahora llega el tag de las 50 preguntas, pero adaptado a ella. Es decir, el tag de las preguntas indefinidas y que Laura responde copazo en mano a lo largo de dos vídeos.

De ¿por qué no te apuntas al gimnasio? a ¿qué pasa con Ramón?

Los más 220.000 followers que Laura acumula en Instagram siguen reafirmando que este reality que es su vida continúa enganchando a cada vez más gente. Ahora, con el arresto domiciliario a punto de llegar a su fin, La Reina del Brillo quiere centrarse más que nunca en su faceta como influencer. Si hace tan solo una semana hablábamos de la diversificación de su contenido a través de diferentes cuentas, hoy comparte su primera entrevista en YouTube.

Acostumbrados a ver este tipo de vídeos en otros canales, Laura rompe con el esquema dominante y se salta las reglas no escritas de este tag. Fiel a su estilo anti-youtuber, La Reina del Brillo graba cada vídeo en un escenario distinto de su casa y delega la postproducción en alguien que apuesta por un estilo lo más real posible. Tan real que no corta ni un plano, ni siquiera para suprimir el tiempo que tarda la protagonista en ir al baño y volver.

Si eres seguidor de La Reina del Brillo sabrás que en este caso el fin sí justifica los medios. De hecho, en este caso los medios que utiliza aportan un mayor significado al mensaje en sí mismo porque dejan cierto margen a lo aleatorio. El mero hecho de que Laura esté haciendo la entrevista sentada en su sillón orejero, como si fuese Isabel Presyler en un reportaje para el Hola, da pie a anécdotas aleatorias que de otro modo no contemplaríamos.

Así y como si su salón fuese también el plató de Sálvame, Laura habla sobre su vida, su infancia o sus no-intereses políticos mientras su madre desacredita cada cosa que dice como si fuese una colaboradora más del programa de Telecinco que quiere reenfocar el discurso hacia ella misma y captar toda la atención. Y, finalmente, lo consigue. Aprovecha que Laura está cansada de regalar titulares para contar en primera persona su historia con el alcohol. Por si todavía no os habías dado cuenta, estamos en 2002 y esto es 'El diario de Patricia'.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio