Compartir
Publicidad

A Youtube se le ha colado un bug machista a la hora de etiquetar el último tema de Brisa Fenoy

A Youtube se le ha colado un bug machista a la hora de etiquetar el último tema de Brisa Fenoy
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aunque sabíamos que la jornada de ayer iba a ser histórica, ni las mejores expectativas podrían hacer justicia al Día mundial de la mujer del 2018. millones de personas salieron a la calle para manifestarse, un gran porcentaje de mujeres trabajadoras hicieron huelga y en las redes sociales pudimos encontrar la unión perfecta entre arte, reivindicación y lucha social.

Una de estas manifestaciones artísticas con calado feminista ha sido la última canción de Brisa Fenoy. La compositora del ya archi-pinchado ‘Lo malo’ tiene como uno de sus objetivos feminizar el reggaeton, probablemente el estilo musical más machista que jamás hemos conocido. Ya en el tema de Aitana y Ana War puso como voz protagonista a la mujer, pero con este nuevo '#oscuridad' tenía la intención de ir un paso más allá. Un paso que parece no haber entendido YouTube

Cada día es más difícil entender a YouTube (sí, así como ente o persona)

Teníamos interiorizado eso de no entender a nuestras parejas, a nuestros familiares o a nosotros mismos. Es normal, somos seres contradictorios. Lo que perturba es cuando una plataforma que tiene proyectos sociales como los de ‘Creators for change’, de repente rompa en un #pollavieja que crea conveniente meter en el saco de la violencia o el sexo explícito una canción reivindicativa.

No hemos encontrado ni el vídeo y la letra de '#oscuridad' nada que un niño de ocho años no pueda ver en YouTube. Son casi cuatro minutos en los que aparece Brisa en el 90% de los planos mientras aparecen rótulos tan peligrosos (ironía on) como #nomakeup, #MeToo o #askhermore. Como diría Piqueras en APM: terrible, apocalíptico.

Oscuridad

La canción, un acto de denuncia sobre la dominante violencia machista que sufren las mujeres, tampoco arroja pistas del motivo por el cual se le ha ido la olla a YouTube. La letra anima al “quiérete tú misma” y la música, más allá de una producción un poco chill-out, es totalmente inofensiva.

YouTube, empodérate.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos