Compartir
Publicidad

Toony Tube: el desembarco de Cartoon Network en Youtube para fidelizar con los niños que no ven la tele

Toony Tube: el desembarco de Cartoon Network en Youtube para fidelizar con los niños que no ven la tele
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si los niños de los 90 crecimos con 'La pajarería de Transilvania' y 'El Laboratorio de Dexter', los niños de hoy consumen más Youtube que muchos adictos al Fortnite. Para esta nueva generación, televisión y Youtube son sinónimos. Por lo tanto, si las grandes productoras no quieren perder la atención de su target deben adaptarse a los nuevos canales de consumo.

Gameplays y challenges: la importancia de hablar el mismo código

Toony Tube es algo así como el Súper Eñe de Cartoon Network o, adaptado a la jerga actual, es el youtuber oficial que la cadena infantil ha diseñado para comenzar a generar contenido en la plataforma de vídeos.

Conscientes de que la ya llamada Generación T (generación táctil) se pasa el día viendo vídeos de niños jugando con juguetes han querido crear un personaje adaptado al contexto y lenguaje al que está acostumbrada la nueva audiencia infantil: challenges y gameplays.

Con tan solo un mes de vida, Toony Tube es un canal con una estrategia de contenido que gira en torno a promocionar y dar a conocer sus nuevas ficciones. De esta forma, la cadena infantil desdobla la producción de contenido para alcanzar dos metas concretas en el medio plazo: llegar a los niños que consumen su contenido televisivo y darse a conocer entre los más pequeños que aún no les siguen.

La necesidad de llegar a los niños que no ven la televisión lineal

Los niños nacidos a lo largo de la última década no solo han nacido con un smartphone en la mano, sino que muchos de ellos tienen un consumo audiovisual diferente y mucho más elevado que los nacidos en los 2000.

La estampa de un niño de unos 4 años viendo un vídeo de Youtube mientras sus padres charlan en una cafetería, ha pasado de ser algo tan habitual como cuando los millennial jugábamos a Pokemon en la Game Boy Color.

Este target consume Netflix Kids y Youtube y, por ende, muchos de ellos no saben qué son los anuncios ni comprenden qué función tienen. Ante este marco de consumo tan diferenciado, las grandes cabeceras infantiles se enfrentan a uno de los mayores retos de los últimos años: reinventarse para que su público objetivo siga interesado en el contenido que ofertan.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio