Compartir
Publicidad

Del #metoo al #notallmen: El anuncio de Gillette contra la masculinidad tóxica que suma 600 mil dislikes en YouTube

Del #metoo al #notallmen: El anuncio de Gillette contra la masculinidad tóxica que suma 600 mil dislikes en YouTube
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Muchas de nuestras infancias y adolescencias transcurrieron a lo largo de los años 90. Una década en la que el mundo nos enseñó que el color asociado a lo masculino era el azul y el de las chicas el rosa. Crecimos viendo multitud de anuncio similares al que recordó el humorista Quequé en un programa de 'La vida moderna'. Un spot de Pirulo Tropical, un helado propiedad de la marca Miko, donde se sexualizaba a la mujer hasta el límite. O aquel de "busco a Jacq´s". U otros de maquinillas de afeitar donde la figura femenina parecía esclava de la belleza varonil.

Una de esas campañas asociadas a la masculinidad suprema era la de Gillette. "Lo mejor para el hombre", cantaba el jingle del spot. Una derivación del original "The best man can get". Veinte años después, la marca de afeitadoras propiedad de Procter & Gamble ha querido dar una vuelta a su propio slogan para apoyar el movimiento #metoo. Las reacciones al anuncio indican que solo estamos en el principio del camino.

Boicot contra Gillette

'We Believe: The Best Men Can Be' es el título del nuevo anuncio de Gillette. Un spot que se suma al #metoo y pretende (además de vender maquinillas de afeitar, claro) realizar una especie de denuncia contra la masculinidad tóxica y los micromachismos. Para ello, el vídeo utiliza imágenes que muestran escenas de bullying o acoso con las mujeres a la par que se ridiculiza la expresión popular "boys will be boys".

Como broche final, el anuncio de Gillette acaba con un "los niños que están mirando son los hombres de mañana". Una invitación a educar a los más pequeños en la igualdad y la supresión de roles preestablecidos. Pero lo que pretendía asociarse con el movimiento #metoo se ha acabado topando con el #NotAllMen.

Tres días después y con diez millones de reproducciones en YouTube, el spot suma ya casi 600 mil dislikes (más 222 mil likes). Una mal recibimiento del anuncio que ha derivado en un boicot promovido por las redes sociales y miles de críticas. Desde famosos como James Woods, quién anuncia que no volverá a comprar productos de Gillette, a usuarios que se han expresado como si estuvieran dentro del canal de Un tío blanco hetero.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio